Pensión de Viudedad

  • Pensión de Viudedad

    Pensión de Viudedad

  • Beneficiarios de la Pensión de Viudedad

    Beneficiarios

  • Cuantía de la Pensión de Viudedad

    Cuantía

  • Cobro de Pensión de Viudedad

    Cobro

  • Pensión de Orfandad

    Pensión de Orfandad


  • "Pensión de Viudedad"


    Una pensión no es más que una retribución económica que recibe una persona por encontrarse en una situación de riesgo laboral o por situaciones de vulnerabilidad social. En el primer grupo podríamos encontrar personas en situación de desempleo, con incapacidad temporal por enfermedad, incapacidad por accidente de trabajo, invalidez, etc. El segundo grupo englobaría a personas con discapacidad, viudas, jubiladas, divorciadas, etc. Existen para estos colectivos, medidas de protección social que intentan paliar, en la medida de lo posible, las consecuencias económicas de estas situaciones especiales.

    Las pensiones pueden ser tanto contributivas como no contributivas. Una pensión contributiva es aquella que se concede a su beneficiario siempre y cuando éste haya tenido relación con la seguridad social, es decir, siempre y cuando haya estado de alta o cotizando en algunos de los regímenes de la Seguridad Social; por el contrario una pensión contributiva se le concede a aquellas personas que, manifestando una necesidad económica, nunca hayan cotizado a la Seguridad Social o no hayan alcanzado los límites mínimos establecidos para optar a las pensiones contributivas.

    Acerca de la Pensión de Viudedad


    Actualización: 04/09/2014

    Podemos encontrar entre las pensiones contributivas las siguientes: pensión por incapacidad permanente, pensión de jubilación, seguro obligatorio de vejez e invalidez, y pensión por fallecimiento (dentro de la cual se distingue entre pensión de viudedad, pensión en favor de familiares y pensión de orfandad).


    Dentro de las pensiones no contributivas podemos encontrarnos con pensiones de invalidez y pensiones de jubilación.

    Habría que resaltar que la pensión de jubilación puede ser de tipo contributiva y no contributiva, según los requisitos que reúna la persona beneficiaria.

    En este artículo, nos vamos a centrar en la pensión de viudedad, la cual ya hemos comentado que es de tipo contributivo, ya que para que el beneficiario tenga derecho a la misma, salvo en algún caso concreto, se va a exigir que la persona causante (el fallecido, en este caso) haya cotizado un mínimo de años en algún régimen de la Seguridad Social. La cuantía de este tipo de pensión va a depender de las aportaciones a la seguridad social del sujeto causante a lo largo de toda su vida laboral. Además habrías que destacar que es un tipo de pensión vitalicia, es decir, que el beneficiario va a tener derecho a recibir la misma toda su vida siempre y cuando no incurra en situaciones que provoquen su retirada.

    El objetivo de esta pensión es cubrir, aunque sea parcialmente, las necesidades económicas que le pudieran surgir a los beneficiarios tras el fallecimiento del sujeto causante.

    El organismo que se encarga de la gestión y concesión de la pensión de viudedad es el INSS, es decir, el Instituto Nacional de la Seguridad Social o la Mutua de accidentes de trabajo y enfermedades profesionales si la muerte del sujeto causante ha sido a causa de un accidente de trabajo o enfermedad profesional. En el caso concreto de trabajadores del mar habría que acudir al Instituto Social de la Marina.

    Causante de la Pension de Viudedad

    Para que el beneficiario pueda recibir esta pensión de viudedad es necesario que el causante haya cotizado un número mínimo de días a la Seguridad Social, aunque siempre podemos encontrarnos con algunos casos concretos en los que se hacen excepciones. Un aspecto fundamental a tener en cuenta es la situación laboral en que se encuentre el causante en el momento de su fallecimiento.

    Si el causante se encontraba de alta cuando falleció, habría que distinguir entre si el fallecimiento fue por enfermedad común o, por el contrario, por enfermedad profesional o accidente de trabajo. En el caso de que el fallecimiento fuese debido a una enfermedad común, va a ser necesario que el causante haya cotizado un mínimo de 500 días dentro del plazo de los 5 años previos a la fecha del fallecimiento. En el caso de que el contrato que tenía el causante fuese parcial, para el cómputo de estas cantidades se va a tener en cuenta el número de horas efectivamente trabajadas.

    Por el contrario, si el fallecimiento fuera debido a enfermedad profesional o accidente de trabajo, desaparece la obligación de tener cotizado un período mínimo.

    En el caso de que el causante no hubiese estado de alta en el momento del fallecimiento, para dar lugar al derecho a cobrar dicha pensión a su beneficiario, será necesario que el fallecido tenga cotizados un mínimo de 15 años.

    También son causantes de la pensión de viudedad aquellos trabajadores que se encuentren desaparecidos por un período de 90 días naturales a causa de un accidente del que se espere que haya podido haber fallecimiento, las personas que reciban pensiones contributivas de jubilación, o aquellas que dejaran de trabajar con derecho a este tipo de pensión de jubilación pero que hayan fallecido antes de llegar a solicitarla, las personas que reciban pensión de incapacidad permanente o aquellos trabajadores que tengan derecho a esta pensión de incapacidad y optasen por recibir una indemnización.

    Existe una prestación de cuantía fija para la cual no se exige en ningún caso que el causante haya cotizado antes a la Seguridad Social; ésta recibe el nombre de auxilio por defunción y va dirigida a aquellas personas que cubren los gastos del funeral del fallecido. El beneficiario suele ser el cónyuge, hijos del causante, familiares que conviviesen con él. Para optar a este auxilio por defunción es necesario rellenar una solicitud y entregarla junto con la documentación requerida en los centros de atención e información del Instituto Nacional de la Seguridad Social. Si el fallecido trabajaba en el mar, habrá que dirigirse al Instituto Social de la Marina. Esta ayuda económica puede solicitarse hasta los 5 años siguientes al fallecimiento del causante.



    Otras webs de interés son: Toda la informacion sobre el Contrato de trabajo la tienes recopilada en Contrato de Trabajo. Toda la informacion sobre el Contrato de compraventa la encuentras en Contrato de Compraventa. Toda la informacion del CNAE 2014 y sus grupos la tienes en CNAE 2014.